Programación, robótica y asombro en el Jardín.

El Nivel Inicial comenzó a trabajar con «Iko», el robot programable. ¡Durante su presentación los chicos demostraron gran interés en aprender acerca de su funcionamiento!

Han tenido la posibilidad de trabajar con las tarjetas de programación y poder así, indicarle cómo moverse. El plan es continuar estimulando la curiosidad respecto de su uso e incorporando nuevos contenidos a través de Iko. Se trata de un robot fácilmente programable con unas tarjetas de proximidad que «lee» con una tecnología específica. Dichas tarjetas le van indicando al robot las distintas acciones que debe realizar para conseguir el objetivo planteado. A través de esta simplicidad y modalidad de acción “en el juego”, se pretende facilitar en nuestros niños de tres a siete años, el desarrollo del pensamiento lógico y la programación.