Nivel Primario comenzó encomendando el año escolar en una Santa Misa.

Nuestro Párroco, el P. Héctor María Armelín, celebró la S. Misa con la que dimos por comenzado este nuevo año. En ella pusimos todas las intenciones de nuestra comunidad y pedimos especialmente para que nuestros alumnos consigan crecer en la fe y obtengan buenos frutos al cierre del año, acorde a sus capacidades y esfuerzos.

Agradecemos especialmente a los padres que nos acompañaron en este punto de partida. Somos conscientes que será un año de trabajo muy intenso y el éxito dependerá del trabajo mancomunado que comenzó el 2 de marzo.
Les deseamos a todos nuestros alumnos un excelente año de estudios.